Napolitanas de chocolate (mini o grandes)

screenshot_2016-12-05-15-48-01-1

Hola amigos!

La verdad es que no tenía pensado publicar esta receta, ya que me parecía demasiado sencilla para ponerme a escribirla, pero un día las llevé a una cena con amigos les gustó muchísimo y me animaron a escribirla! Así que… aquí la tenéis!!!

Cuando vayáis a hacerlas (si os animáis) os recomiendo que os guiéis por las fotos iniciales, porque de verdad no tiene mucho misterio, y están taaaaaan ricas… Eso sí, para un caprichillo total 🙂 .

Ingredientes (para 12 mininapolitanas o 4 grandes):

  • 2 masas de hojaldre rectangulares (refrigeradas o congeladas, suelen ser mejores las refrigeradas – os súper recomiendo la de Lidl que pone “con mantequilla”, buenísima y sin grasas extrañas) – si queréis hacer menos cantidad, usad una
  • medio bote de nutella aprox (también serviría cualquier otra crema similar tipo nocilla o de marca blanca, aunque nutella para mi gusto queda mejor)
  • opcionales: 1 huevo batido y azúcar glass

Preparación:

Si las masas eran congeladas, dejamos que se descongelen dejándolas a temperatura ambiente unos 30 minutos.

Precalentamos el horno a 220º con calor arriba y abajo, sacando la bandeja del horno antes.

Vamos a preparar las 2 masas por separado, es decir, primero le hacemos todo a una y después a la otra, y por último las hornearemos juntas.

Extendemos un papel de horno (fijaos si sirve para meter al horno el que viene con las masas de hojaldre, lo pondrá en el paquete) en la encimera y colocamos una de las masas de hojaldre bien extendida. Sobre ella colocamos otro papel de horno (puede ser el de la otra masa, por ejemplo) y la estiramos muy bien con ayuda de un rodillo o con una botella o bote de cristal. Este paso es esencial, ya que aunque tengamos la tentación porque “ya se ve muy finita”, el resultado puede ser una cosa finita y rica o un mazacote…

Posteriormente, untamos la masa de nutella/nocilla con generosidad con ayuda de un cuchillo o cuchara. Dejamos un centímetro aprox de margen por cada lado de la masa para que luego al enrollarla podamos hacerlo bien.

Enrollamos la masa por su lado más largo, como si quisiésemos volver a dejarla como venía en el paquete. La cortamos con un cuchillo en porciones de unos 2 dedos de ancho (no más, contad con que luego van a crecer!) y las vamos separando de una en una. O bien en 3 trozos cada masa, y obtendréis napolitanas de tamaño más grande.

Repetimos toda esta parafernalia (he tardado más en escribirlo que lo que tardé en hacerlo…) para la otra masa y colocamos cada potencial mininapolitana sobre papel de horno y ya sobre la bandeja de horno, separadas entre sí.

Les hacemos unos pinchitos encima con un tenedor y las introducimos en el horno hasta que se doren, aprox 15 minutillos.

➡ Si queréis, podéis pintarlas con huevo batido antes de hornear para lograr un efecto doradito.

➡ Después de hornear, cuando estén a temperatura ambiente podéis espolvorear azúcar glass para un efecto pastelería total.

 

Anuncios

Deja una respuesta...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.