La vuelta al cole en 80 platos

Hola amigos!

Cómo lleváis esta vuelta al cole? Me gusta llamarlo así aunque aquella época haya quedado tan lejos, y es que me parece que sigue siendo un reflejo de lo que nos ocurre tras las vacaciones veraniegas aun siendo adultos: nuevos propósitos, valoración de lo que tenemos y de lo que necesitamos etc (no solamente en lo material sino también a nivel de trabajo, amistades, estilo de vida etc!).

Dada la temática de este blog, me voy a centrar en el aspecto “propósito de comer mejor” para esta vuelta al cole. Para ello, he hecho una selección de 80 recetas (10 de cada categoría) que considero que pueden ayudaros un montón, por ser fáciles, ricas, baratitas y saludables! Os parece?

Cremas y sopas 

  1. Crema (muuuy cremosa) de acelgas, espinacas y queso azul
  2. Crema de calabacín y gambas
  3. Crema de champiñones
  4. Crema de coliflor y patata para enemigos de la coliflor
  5. Crema de espárragos blancos y alubias – receta en 3 minutos
  6. Crema de espinacas y pera
  7. Crema de zanahoria con naranja
  8. Crema refrescante de pepino, melón, yogur y menta
  9. Gazpacho (receta infallible)
  10. Vichysoisse de espárragos blancos

Ensaladas

  1. Buddha bowls: los platos combinados saludables del siglo XXI
  2. Ensalada de alubias, aguacate y langostinos
  3. Ensalada de arroz con mejillones en escabeche y encurtidos
  4. Ensalada de garbanzos con tofu balsámico y tomates secos
  5. Ensalada de higos y jamón
  6. Ensalada de lentejas estilo italiano
  7. Ensalada de patata y trigueros con aliño de menta y aguacate
  8. Ensalada de sandía, queso feta y aceitunas
  9. Ensalada mexicana de frijoles, quinoa y aguacate
  10. Tomates rellenos

Pasta, arroces y otros cereales


  1. Espaguetti carbonara
  2. Espaguetti con gambas, almejas y tomate
  3. Espaguetti con setas y rúcula
  4. Espaguetti con tomates secos y sardinas
  5. Fideos chinos con langostinos
  6. Macarrones con chorizo en 15 minutos (con Thermomix)
  7. Noodles con salsa de cacahuete
  8. Pasta arrabbiata
  9. Pasta con verduras al dente y parmesano
  10. Pasta Favaro (con salsa de tomate, pez espada y aceitunas)
  11. Risotto de calabaza
  12. Risotto de tomates secos y ajo negro
  13. Risotto milanesa (con parmesano) – con plus de vieiras a la plancha
  14. Pasta con brócoli y bacon
  15. Tabulé
  16. Arroz meloso con cordero, judías verdes y azafrán
  17. Arroz meloso con setas y pimiento verde
  18. Arroz teppanyaki
  19. El mejor risotto funghi del mundo (encima, ligero)
  20. Paella (versión simplificada)

Carne

IMG_1495_phixr

  1. Fajitas con sazonador y guacamole caseros
  2. Kebab casero (de pollo)
  3. Nuggets con batatas especiadas
  4. Pastel de pollo y hierbas provenzales
  5. Pechugas de pollo a la mostaza
  6. Pechugas hasselback (con mozzarella, tomate y albahaca)
  7. Pollo a la naranja
  8. Pollo a la parmigiana
  9. Pollo al curry
  10. Pollo asado ultrajugoso (en bolsa de asar)
  11. Solomillo en salsa
  12. Albóndigas en salsa de tomate
  13. Berenjenas rellenas de bolognesa
  14. Carrilleras en adobo de cerveza
  15. Chili con carne
  16. Cinta de lomo adobada
  17. Lomo de cerdo a la sal
  18. Lomo saltado
  19. Pastel de carne express: 2 ingredientes, 30 minutos!
  20. Solomillo en hojaldre relleno de bacon y queso

Pescados


  1. Atún encebollado a la cerveza
  2. Bacalao con salsa de tomate
  3. Calamares en su tinta
  4. Curry de pescado
  5. Escabeche de pescado
  6. Merluza en salsa de puerros
  7. Mousse-pastel de salmón (express y fit!)
  8. Pescado gratinado al horno
  9. Salmón con salsa de sésamo
  10. Tartar express y por qué incluirlo en nuestra dieta

Verduras y hortalizas

  1. “Calabagueti”: espagueti hechos con calabacín!
  2. Alcachofas con jamón
  3. Berenjenas rellenas de gambas
  4. Boniatos rellenos texmex
  5. Calabacines con sabor a pizza
  6. Judías verdes guisadas a la andaluza (con huevo poché opcional)
  7. Menestra con chorizo
  8. Pisto con garbanzos
  9. Tofu picante thai con verduras salteadas
  10. Tortilla de patata y calabacín

Mucha suerte en esta vuelta al cole!!!

Recetas mexicanas

Hola amigos!!!

Ya sabéis que hace poquito he estado de vacaciones en México y que no he podido disfrutarlo más!!!

La gastronomía mexicana es una de las más conocidas y apreciadas por todo el mundo, ya que sus platos son súper sabrosos y con ingredientes y colores de lo más atractivos: carnes adobadas, aguacate, especias, queso fundido, ceviches…

He tenido la suerte de visitar multitud de restaurantes allí, muy diferentes todos ellos: desde taquerías locales de andar por casa hasta restaurantes buenísimos con un toque de fusión que me dejaban boquiabierta… Antes de empezar con las pruebas caseras de algunos de esos platos que compartiré con vosotros, he pensado que sería interesante publicar a modo de recopilatorio las recetas mexicanas que ya tenéis en este blog. Son unas cuantas y de lo más variadas, por lo que seguro segurísimo que encontráis una o varias de vuestro agrado!!! HACED CLICK SOBRE EL NOMBRE DE CADA UNA PARA ACCEDER A LAS RECETAS 🙂

Continue reading

El microondas sirve para bastantes más cosas que para calentar leche o sobras

Hola amigos!

Hoy no os traigo una receta como es costumbre, sino un post que he disfrutado mucho preparando porque creo que os va a abrir un mundo de posibilidades. Y no solamente a los que queréis pasar cuanto-menos-tiempo-en-la-cocina-mejor, sino también a los que disfrutáis cocinando y queréis ser más eficientes 🙂 .

La verdad es que el microondas, una vez entendido que no representa un problema para la salud (mil fuentes científicas lo corroboran), es toda una fuente de sorpresas en lo que a cocina se refiere. Es decir, es estupendo como “calentador de sobras” o “calentador de leche por las mañanas”, pero en realidad se le puede sacar muchísimo partido para cocinar recetas de principio a fin en él, con la triple ventaja de que:

  1. se tarda poquísimo tiempo en cocinar las recetas,
  2. apenas se ensucian cacharros (además, estos cacharros siempre son aptos para lavavajillas)
  3. y además no deja olor en la cocina…

Últimamente me dicen que parezco obsesionada con los olores en la cocina, y puede que sea verdad dado que en mi casa de Luxemburgo la cocina NO tiene puerta, y por tanto es para mí algo nuevo a tener en cuenta si no quiero que toda la casa huela a comida, más aun cuando fuera hace -16 grados y el tiempo que aguanto ventilando es reducido jejeje.

Y qué tipo de recetas se pueden hacer en el microondas?

Vamos allá con el contenido que quería compartir. NOTA IMPORTANTE: en todas las recetas/sugerencias estoy hablando de un microondas normal y corriente, programado a 800W que es lo que generalmente ponemos, es decir, ni siquiera me meto en modos distintos de los normales!

  • Si tenemos un estuche de vapor como estos que os comentaba en un post entero, un mundo de posibilidades se os abre:
    • Recetas de principio a fin: mi famoso calabapizza, bacalao con salsa de tomate, judías verdes con patatas, salmón con salsa de soja y verduras… tenéis todas en el mencionado post.
    • Como utensilio para cocinar ingredientes para usar en otras recetas: por ejemplo, para cocinar las patatas para la tortilla de patata (como os explicaba en este post, rapidísimo, mismo sabor e infinitamente menos grasa), para cocinar boniatos que luego queramos incluir en pasteles dulces o salados (aquí tenéis un ejemplo – trufas), patatas para raclette o acompañamiento…
  • Con un molde de corona (los que tienen un agujero en medio) se pueden hacer pasteles de pescado, de pollo, bizcochos…
  • Con un molde de plumcake (rectangular), bizcochos que solo faltara hornear 5 minutos si queremos conseguir el doradito por encima.
  • Con simple papel film, fiambre de pollo (con simple carne picada, especias y sal, amasamos esa pasta y hacemos rollitos como si fuesen “caramelos”) o de cualquier cosa que se os ocurra.
  • Chips como las de kale que os explicaba en su día. Al deshidratar los alimentos, el microondas, nos permite conseguir este tipo de texturas facilísimamente!
  • Huevos revueltos: nunca mas voy a hacer huevos revueltos de otra forma que en el microondas. Os prometo que es alucinante la textura cremosa que sale en 1 minuto literal… os explicaba cómo hacerlo en este post.
  • Mugcakes (bizcochos en taza): si os soy sincera, nunca he conseguido que me quede la textura uniforme en un mugcake (tampoco le he dedicado mucho tiempo), pero estoy segura que siguiendo los consejos de webosfritos sobre donde situar la taza y demás el resultado es estupendo!

Espero que os haya gustado y servido este post! Hasta pronto!!!

Restos de verduras: 10 grandes (y simples) ideas para darles salida

Hola amigos!

Hoy os traigo uno de esos posts que no son una receta en concreto sino una serie de consejos para dar solución a un “problema” de lo más frecuente: “qué hago con esas verduras o trozos de ellas que me quedan desperdigadas por la nevera, despensa o congelador?”.

Podríais pensar: “pues congelarlas” (tirarlas no, eso NUNCA por favor jejeje). Si bien es cierto que las verduras se pueden congelar tal cual (es decir, picamos una cebolla y la guardamos picada en una bolsa), generalmente se aconseja que se “blanqueen” éstas antes, lo que significa hervirlas durante 1 minuto y pasarlas a agua helada para cortar la cocción. En mi opinión, para hacer eso tenemos que poner una gran cazuela de agua a hervir y no lo veo muy operativo, ya que tardamos el mismo tiempo en cocinar un plato de los que os voy a sugerir que en esperar a que caliente y enfrie, y además manchamos los mismos cacharros!

Vayamos pues, a mis sugerencias. Os garantizo que con restos de verduras se pueden preparar platos espectaculares, saludables y con un esfuerzo mínimo. Muchas veces cuando voy a pasar el fin de semana fuera (suele ser el fin de semana cuando cocino), el jueves por ejemplo cojo todo lo que haya en la nevera y preparo un par de recetas de este estilo; de esa forma tengo solucionada la comida y cena de un par de días a mi vuelta!

👉CONSEJO PREVIO: tened en cuenta que en general todas las verduras pueden comerse incluso crudas y por tanto no pasa nada por dejarlas muy al dente (incluso calabacines, coliflor etc), pero otras requieren ser completamente cocinadas y por tanto requerirán más tiempo, como las berenjenas, las patatas y el boniato. Tenedlo en cuenta a la hora de incorporarlas a vuestras recetas!

Vamos allá!

  1. Crema de verduras, o en versión sopa – toda crema o sopa de verduras se hace exactamente igual: picamos las verduras, las pochamos a fuego medio con aceite 10 minutos, cubrimos con agua 2 dedos por debajo de la superficie y dejamos hervir hasta que estén tiernas. Trituramos, y a comer! Para ideas concretas, elegid en este link.
  2. Curry – acompañado de arroz (que puede ser de vasito) y opcionalmente con pollo/pescado/legumbre/tofu. Basta con cortar las verduras en trozos gruesos, ponerlas a pochar a fuego medio con aceite 7 minutos, agregar curry en polvo y 1 lata de leche de coco y dejar otros 5 minutos. Si queremos poner pollo/pescado/legumbre/tofu, lo doraremos un poco en una sartén aparte y lo incorporaremos al guiso para que se cocine por dentro 5 min.
  3. Arroz asiático – en este caso necesitaremos tener arroz cocido por nosotros o de vasito. Picaremos las verduras pequeñitas (con cuchillo o con la picadora), las saltearemos 2 minutos con aceite en una sartén y agregaremos un buen chorro de salsa de soja, 1 huevo batido y el arroz. Listo. Si queréis hacerlo más español, en vez de soja poned agua con sal y pimentón!
  4. Con huevo: en Revuelto pasándolas 5 minutos picadas por la sartén con aceite, en Tortilla siguiendo las instrucciones de esta receta o en Frittata para los miedicas de darle la vuelta!
  5. Fajitas: tengas o no pollo/ternera, puedes conseguir el mismo efecto que el de las fajitas tradicionales salteando 10 minutos verduras variadas y echándole generosamente comino y pimentón. Si tienes carne o quieres probar con legumbres, añádelas también por supuesto! Lo metes todo en una tortilla (wrap) y le pones guacamole, y listo!
  6. Plato de cuchara tipo lentejas, alubias o garbanzos con pimentón – con legumbres de bote se hacen maravillas, como os he demostrado en mil recetas. Para el clásico guiso español picaríamos todas las verduras pequeñitas, añadiríamos la legumbre bien enjuagada, 1 cucharada de pimentón, sal y agua hasta cubrir. En 10-15 minutos a fuego medio sin tapar tienes un guiso de abuela que no te lo vas a creer! Si os quedan muy líquidas, triturad parte del guiso y lo volvéis a echar.  En este link hay multitud de ideas…
  7. Pasta con parmesano – mientras cueces la pasta salteas las verduras cortadas en trozos gruesos fuego medio con aceite y sal. Una vez esté lista la pasta, la escurres (pero guardando un poco del líquido), lo añades a esa sartén/cazuela y espolvoreas generosamente con parmesano y pimienta.
  8. Pisto – dejando cocinar 25 minutos a fuego suave cualquier mezcla de verduras picadas finas con tomate triturado o pasatta es como se consigue el pisto. Con huevo o con garbanzos, plato único!
  9. Quiche – si tienes una masa de hojaldre congelada o en la nevera, saltea unos 5 minutos las verduras troceadas, ponlas sobre la masa y cubre con una mezcla de huevo batido, chorro de leche, sal y pimienta. Lo metes en el horno precalentado a 200° hasta que se dore y listo! Algunas recetas en este link, este o este.
  10. Verduras asadas – nada más fácil que colocar las verduras en una fuente de horno cortadas en trozos grandes, espolvoreando con aceite, sal y la especia que te guste. El tiempo depende de la verdura, pero en unos 30 minutos (durante los cuales puedes hacer cualquier otra cosa) puedes tenerlo todo listo!

Qué os parece? Alguna otra idea???

Recetas para disfrutar de la Cuaresma

Hola amigos!

Hoy, aparte de ser San Valentín 🙂 , es Miércoles de Ceniza. Este día representa para los católicos el inicio de la Cuaresma, que es el periodo de 40 días que precede a la Semana Santa.

Durante este tiempo resurgen en cocinas y restaurantes año tras año numerosos platos típicos: potaje de vigilia, buñuelos de bacalao, torrijas, pestiños, mona de pascua… ¿Y por qué preparo un post sobre esto? Muy sencillo.

  • Para aquellos que sigáis la tradición católica de la Cuaresma, sabréis que los viernes durante estos 40 días no se debe comer carne, cosa que para muchos no es tan fácil, y por ello os traigo una serie de recetas ricas ricas (no digo que sean “tan ricas que os harán olvidar que no podéis comer carne” porque la idea de esta “restricción” es precisamente hacer un pequeño sacrificio jeje).
  • Para los que no sigáis la tradición, tomaos el post como una serie de ideas con ingredientes de temporada para reducir vuestro consumo de carne, que dado el panorama de recomendaciones vs realidad, creo que no está de más…

De la sección Cremas, os propongo cocinar una gran cantidad de alguna de las siguientes, tendréis un primer plato para toda la semana, o incluso plato único si las hacéis espesas y las acompañáis de un huevo poché!

Los Guisos de Legumbres son de lo mas recomendables, y si encima les quitamos el chorizo y demás carnes ni os cuento! Acordaos de remojarlas la noche anterior y, si además tenéis olla express, será pan comido!

Como la Pasta es siempre bien recibida, ahí van mis propuestas:

De entre los Arroces y otros cereales, os propongo animaros con estos de temporada:

En las siguientes propuestas las protagonistas son las Verduras y hortalizas, pero podéis convertirlas en plato único ajustando cantidades y poniendo alguna guarnición como arroz o ensalada, lo que más “pegue” en cada caso:

El Rey de la Cuaresma es el Pescado. No hace falta dejarse el sueldo en un gran pescado para hacer al horno con el miedo de “que se nos pase” o “se nos quede crudo”… En mis propuestas os aseguro el éxito, os reto a ello!

Bueno amigos, espero que os haya gustado este post y que compartáis conmigo vuestras ideas, siempre siempre son bien recibidas!!!!