Pan “realfooder”: con cualquier harina y sin artilugios raros

Hola queridos lectores! Aquí me tenéis una semanita más!

Hace tiempo que me animé a preparar pan en casa (os recuerdo mis 2 recetas anteriores: pan integral normal y pan de centeno). Es una experiencia de lo más gratificante, hasta que no lo pruebas no entiendes por qué, pero también decides que no va a ser la última vez… Es muy impresionante ver cómo en casa con 4 ingredientes puedes crear un alimento tan básico como difícil de encontrar de calidad…

La receta que comparto hoy llevan tiempo compartiéndola en las redes, y es que es cierto que queda perfecta (la he probado varias veces con distintas harinas y siempre queda bien!). Crujiente por fuera y con mucha miga dentro… su autor inicial es Carlos Ríos, defensor a ultranza del estilo de alimentación basado en comida real o, como él mismo se autodenomina, el “azote de los ultraprocesados” jejeje.

Ingredientes:

  • 500 gr de harina (nutricionalmente es recomendable que sea integral, pero como queráis; en cuanto al cereal en cuestión, podéis emplear harina de trigo, espelta, centeno… cualquiera menos trigo sarraceno porque no se comporta igual al no tener gluten)
  • 400 gr/ml de agua (si la harina no fuese integral, emplead 350 ml)
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 sobre y medio de levadura liofilizada o de panadería (7 gramos) – OJO la levadura liofilizada NO es la levadura normal de los bizcochos – de hecho la de los bizcochos no es estrictamente levadura sino impulsora; la levadura liofilizada la venden en todas partes, donde las levaduras secas, y lo pone tal cual o como “levadura de panadería”
  • un hilillo de aceite de oliva, para untar la bolsa o el molde

Preparación:

Amasado manual:

Calentamos el agua en un bol grande al microondas hasta que esté templada (30 segundos aprox).

Agregamos al bol la levadura y la sal y removemos bien, sin que queden grumillos.

Incorporamos la harina tamizándola (pasándola por un colador) y vamos removiendo, primero con espátula y después con las manos pasándonos la masa de mano a mano, volviéndola a integrar etc.

Amasado en thermomix:

En el recipiente de la Thermomix, echamos el agua y la sal. Programamos 2 minutos, temperatura 37º y velocidad 2. Añadimos la levadura y mezclamos durante 15 segundos, a velocidad 4.

Incorporamos la harina y programamos 4 minutos, vaso cerrado y velocidad espiga.

El resto de la receta es común:

Colocamos la masa en un cuenco grande (sirve el mismo donde hubiésemos amasado, si la hacemos sin thermomix), lo tapamos con un paño de cocina y lo dejamos sin hacer nada durante 2 horas.

OJO: si es invierno, o recomiendo dejarla cerca de un radiador (tampoco muy muy caliente, solo para que no esé fría del todo).

Este tiempo de 2 horas es necesario para que se produzca la fermentación y el pan tenga miga esponjosa. Si lo paramos antes o si no lo hiciésemos, el pan seria compacto y nos decepcionaría el resultado, pero como queráis! 🙂

Cuando falten 5 minutos para terminar las 2 horas, precalentamos el horno con calor arriba y abajo a 220 grados.

Pasadas las 2 horas, engrasamos el molde que vayamos a usar para hornear el pan con un poco de aceite de oliva.

Colocamos la masa (que habrá duplicado su tamaño) en el molde. Si queréis, podéis espolvorear un poco de harina por encima y hacer unos cortes con un cuchillo para darle aspecto de pan, pero insisto que esto solamente afecta al aspecto jeje.

Introducimos el molde dentro del horno y dejamos:

  • 30 min a la temperatura de precalentado
  • 30 min a 180 grados.

Os recomiendo que os pongáis una alarma para acordaros de este cambio. La razón del cambio es que con los primeros 30min conseguiremos la corteza crujiente y con los 30 últimos se hará la miga esponjosa…

Ya tenemos listo nuestro pan casero! Os recomiendo dejarlo reposar un rato, para que termine de asentarse.

➡ Una vez templadito, podéis cortarlo en rebanadas y congelarlas tal cual. Cuando queráis sacáis las rebanadas individualmente del congelador, las tostáis y… tachánnnnn – pan recién hecho!!!

NOTA: Son estupendos los moldes de silicona de Lekue con forma de pan como el de mi foto, porque hacemos todo en un unico recipiente, pero podéis emplear cualquier molde alargado tanto de silicona como de pyrex.

Anuncios

Deja una respuesta...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.