Pasta con salsa huancaína

Buenos días amigos!

Hace ya un par de años que estuve en Perú de viaje de trabajo, qué rápido pasa el tiempo! La verdad es que fue una experiencia súper interesante, descubrí un montón de cosas de las que aun hoy sigo hablando… Una de ellas, como ya os conté en su día, fue la gastronomía.

Todos los días comíamos en restaurantes/hoteles y tuve la oportunidad de probar multitud de platos. Para mi sorpresa, pese a que muchos de ellos pueden parecer contundentes, lo cierto es que volví a mi ciudad sintiéndome fenomenal, en mi mismo peso (después de un mes haciendo todas las comidas fuera y sin contenerme, ya es decir…) y me di cuenta de que la base de la cocina peruana es el pescado (en muchas ocasiones, crudo) y las verduras, siendo el resto de platos menos frecuentes.

Dicho lo cual, hoy os voy a presentar una salsa con la que acompañaremos pasta pero que en realidad en Perú se utiliza para acompañar patatas asadas/cocidas, yuquitas fritas o incluso para hacer risotto/quinotto!

De sus ingredientes, únicamente podéis tener dudas con la pasta de ají. De ella os hablé en el post del ají de gallina, en el de la causa limeña y en el de la crema de puerros y maiz (2 platos tipiquisimos de allí!), que os animo a preparar. En España la compraba en Hipercor, y la he visto muchas veces en secciones internacionales de hipermercados, o en amazon:

Es una pasta que podéis conservar en la nevera durante 1-2 meses abierta sin problema, y de paso preparar esos otros platos que os comentaba 🙂 .

Ingredientes (para 4 raciones generosas):

  • 300 gr de pasta
  • 2 cucharadas soperas de salsa/pasta de ají amarillo (o 1, pica mucho!; en secciones internacionales de hipermercados o en amazon)
  • 1 tarrina de queso cottage/requesón (o 4 cucharadas soperas)
  • 1 cebolla mediana
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cucharadita (no muy llena) de sal
  • aceite de oliva

Continue reading

Pan “realfooder”: con cualquier harina y sin artilugios raros

Hola queridos lectores! Aquí me tenéis una semanita más!

Hace tiempo que me animé a preparar pan en casa (os recuerdo mis 2 recetas anteriores: pan integral normal y pan de centeno). Es una experiencia de lo más gratificante, hasta que no lo pruebas no entiendes por qué, pero también decides que no va a ser la última vez… Es muy impresionante ver cómo en casa con 4 ingredientes puedes crear un alimento tan básico como difícil de encontrar de calidad…

La receta que comparto hoy llevan tiempo compartiéndola en las redes, y es que es cierto que queda perfecta (la he probado varias veces con distintas harinas y siempre queda bien!). Crujiente por fuera y con mucha miga dentro… su autor inicial es Carlos Ríos, defensor a ultranza del estilo de alimentación basado en comida real o, como él mismo se autodenomina, el “azote de los ultraprocesados” jejeje.

Ingredientes:

  • 500 gr de harina (nutricionalmente es recomendable que sea integral, pero como queráis; en cuanto al cereal en cuestión, podéis emplear harina de trigo, espelta, centeno… cualquiera menos trigo sarraceno porque no se comporta igual al no tener gluten)
  • 400 gr/ml de agua (si la harina no fuese integral, emplead 350 ml)
  • 1 cucharadita de sal
  • 1 sobre y medio de levadura liofilizada o de panadería (7 gramos) – OJO la levadura liofilizada NO es la levadura normal de los bizcochos – de hecho la de los bizcochos no es estrictamente levadura sino impulsora; la levadura liofilizada la venden en todas partes, donde las levaduras secas, y lo pone tal cual o como “levadura de panadería”
  • un hilillo de aceite de oliva, para untar la bolsa o el molde

Continue reading

Pizza mariachi

Buenos días amigos!

Os acordáis de unas pizzas congeladas que vendían hace unos cuantos años que tenían una masa gordita y que se llamaban “pizza mariachi” , “pizza arizona” y “pizza barbacoa”??

Recuerdo que en mi infancia salieron al mercado y, en una época en la que empezaban a florecer los ultraprocesados sin que prácticamente ninguno nos planteáramos que podían ser insanos, mi madre nos las ponía para cenar de vez en cuando y nos parecía lo más de lo más!

El otro día me acordé de las dichosas pizzas y, buscando sus ingredientes en internet para poder replicarlas en casa, me encontré con varios hilos de foros que explicaban que las retiraron del mercado porque contenían carne de caballo. Sin más, la verdad es que lo que menos me preocupa de sus ingredientes es que fuese carne de caballo jeje, el caso es que me sorprendió ver cuantísima gente preguntaba por ellas, y es que estaban realmente buenas!!!

Me dispuse a prepararla en casa, en concreto la mariachi, y el resultado estaba increíble… La masa es la de pizza normal, la que empleaban ellos era mas gordita pero tampoco he probado a hacerla porque la que me sale con thermomix me encanta, y el relleno sí que está de cine!!!

Os invito a los nostálgicos a rememorar aquellos maravillosos anos en que comíamos este tipo de cochinadas impunemente jeje, pero en este caso cuidándonos 😉

Básicamente esta pizza se prepara como prepararíamos unos burritos, pero en lugar de meter la carne en tortillas de trigo/maíz lo colocamos sobre una masa de pizza. No suena mal, no?? 😉

NOTA: Os propongo hacerla en versión vegana sustituyendo la carne picada por soja texturizada. En las instrucciones os explico como!!!

Ingredientes (para 1 pizza para 3 personas aprox):

  • 1 masa de pizza (comprada o casera según la receta que compartí en su día en este post)
  • 1 cebolla
  • 1 pimiento verde (o medio rojo y medio verde)
  • 300 gr de carne picada de cerdo, ternera o pollo, siempre mejor de carnicero que de bandeja (o 70 de soja texturizada si queréis suprimir la carne)
  • 1 lata de tomate frito o passata
  • Especias (cantidad al gusto)
    • Comino (el que debe predominar, sin duda)
    • Ajo en polvo
    • Pimienta negra
    • Pimentón dulce o picante
  • Queso rallado que se funda
  • 1 cucharadita de sal

Continue reading

Tapenade (dip de aceitunas en 15 segundos)

 

Hola amigos!

¿Conocéis el tapenade?

Es una crema de aceitunas que, aunque a lo mejor no conocéis por su nombre, seguramente la hayáis probado porque es frecuente que la pongan como untable de tapa en restaurantes.

Tiene un sabor potente y súper mediterráneo, por eso queda muy bien como untable (aperitivo), para poner dentro de un bocadillo junto con más cosas, o como guarnición de alguna carne o pescado suave.

No olvidemos que las aceitunas son uno de los tesoros de nuestra gastronomía: por más que las temamos como ocurre con los frutos secos con una fuente de energía y grasas muy saludable! Eso sí, siempre que sean aceitunas sin aditivos chungos como las típicas rellenas que tienen glutamato/potenciador del sabor… Mirad los ingredientes 🙂

El tapenade es de los untables que más rápido se preparan, ya que no requiere una textura muy cremosa sino que siendo granuloso ya es estupendo!

Si tenéis los ingredientes por casa, os animo a probarlo de inmediato!

Ingredientes (para 4 raciones, cantidades aproximadas):

  • 2-4 filetes de anchoa en conserva
  • 75 gr de aceitunas negras sin hueso ni glutamato/potenciador
  • medio diente de ajo
  • 1 cucharadita de alcaparras
  • 1 chorrito de aceite de oliva

Continue reading

Crema de zanahorias, lenteja roja y cúrcuma

Muy buenos días amigos!

Ya sabéis mi pasión por las cremas de verduras y la infinidad de variaciones que se pueden hacer para no repetir una y otra vez calabacín-patata-cebolla o en general cualquier cosa-patata-cebolla…

Hace no mucho (como os mostré en esta crema de brocoli y garbanzos, en esta de esparragos blancos y alubias, o en este puré de lentejas amarillas) he descubierto la gran idea de incorporar legumbres a las cremas o purés de verduras, haciéndolas más consistentes y convirtiéndolas en un plato que, si queréis, puede ser único (no olvidéis que las proteínas no se encuentran solo en los filetes, las legumbres son una fuente fantástica!).

Nos hemos aficionado a cenar cremas de este estilo, y es un gusto porque con un solo plato (sirviéndote si quieres más cantidad que lo normal), le pones unas pipas por encima o algún fruto seco o semilla que te guste, o un huevo poché si te animas, y listo!

La de hoy quizá os suene rimbombante, pero nada más lejos de la realidad: las lentejas rojas (o amarillas, la cuestión es que sean lentejas sin piel) las encontráis hasta en mercadona y la cúrcuma es una especia que seca y molida se encuentra con la misma facilidad que el orégano…

  • Las lentejas rojas son una legumbre muy utilizada en Asia (para curries y demás), y tienen la ventaja de que al no tener piel no requieren remojo previo, por tanto para los despistadillos que nunca se acuerdan de dejar las legumbres en agua la víspera ni de sacar las cosas del congelador jeje, estas lentejas son una idea estupenda 🙂 .
  • La cúrcuma, de la que os he hablado mil veces dado que es la que da color amarillo al curry, es una especia que parece tener propiedades súper saludables, siempre y cuando la consumamos acompañada de pimienta negra, ya que esta ayuda a su absorción. Si la encontráis fresca (no es muy habitual pero la hay, se parece al jengibre) compradla y la añadís pelada.

Vamos allá, no?

Ingredientes (para 6 raciones):

  • 4 cucharadas soperas de lentejas rojas (o amarillas, las normales requerirían remojo y alterarían el sabor deseado en esta crema)
  • 600 gr de zanahorias
  • 2 cucharaditas (rasas) de cúrcuma
  • pimienta negra al gusto (no olvidar, es clave para que la cúrcuma nos aporte beneficios)
  • 1 cebolla o puerro
  • 2-3 dientes de ajo
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 2 cucharaditas de sal o 1 pastilla de caldo sin grasa de palma ni glutamato
  • Agua (luego veremos cantidad)
  • Opcional, para darle picantito: 1 cucharadita de semillas de mostaza y otra de copos de chile (cayena picada)
  • Para poner por encima (opcional) – pipas de calabaza o girasol, nueces o avellanas picadas, semillas variadas, huevo poché…

Continue reading