Pho (sopa vietnamita)

Hola a todos!

Mira que hago sopas… mira que hago caldos… hasta soy la encargada de preparar el consomé de Navidad en mi familia política! Nos gustan muchísimo, y siempre que los hago pienso que me he superado sin mérito alguno, están tirados de hacer! 😂

Pues bien, el otro día compré varios ingredientes nuevos para mí (fue de esas veces que me entran ataques de comprar productos extraños) y cuando me puse a investigar recetas para probarlos me encontré con este caldo vietnamita.

El pho (pronunciado “fu”) es un caldo-sopa originario de Vietnam que se prepara de muy diversas formas, pero en todas ellas coinciden las especias, la salsa de pescado, los fideos y las guarniciones/condimentos frescos que se añaden al servir.

Es de las cosas más buenas que he probado en el campo de caldos y sopas, supongo que también el factor “sorprendente” contribuyó. Lo preparé el domingo pasado, que volvíamos de viaje tras comer mucho todo el fin de semana, y de verdad que nos sentó genial y nos ayudó a dormir genial! Por todo lo anterior, os animo encarecidamente a probarlo: lo repetiréis una y otra vez.

Puede ser una cena estupenda (plato único) o un primer plato si tenemos mucha hambre, en cuyo caso pondría un segundo no muy contundente ya que la sopa lleva fideos, carne…

➡ Os recomiendo preparar esta receta en la olla express (a presión), ya que los sabores quedan mucho más concentrados y, si no, necesitaríamos un tiempo que quizá no estéis dispuestos a dedicar…

➡ Antes de que me regañéis, vamos a hablar de algunos de los ingredientes raros, o que al menos yo no tenía hasta que preparé la sopa… Me paso exactamente igual que con la sopa miso: compré aquel día pasta miso, aceite de sésamo y algas wakame y desde entonces siempre tengo en la cocina, nada como experimentar! Todos ellos los venden en tiendas orientales pero también en secciones internacionales de hipermercados tipo Carrefour o Hipercor (en mercadona ninguno, al menos de momento…):

  • Salsa de pescado – se trata de una salsa muy utilizada en la gastronomía asiática. Está hecha a base de pescado fermentado (al igual que la salsa de soja, que se elabora con habas de soja fermentadas). Confiere un sabor súper difícil de explicares a los platos, NO A PESCADO, y su olor en crudo es súper extraño. Aunque se use en poca cantidad, es totalmente imprescindible en esta receta, si prescindimos es como si hacemos un wok oriental y no le ponemos salsa de soja… Además es muy barata y dura mucho.
  • Salsa sriracha – seguro que habéis visto este bote de salsa (sale en la foto inicial del post) en mil restaurantes orientales, ya que es la típica que te dejan en la mesa para que lo añadas a tu gusto. Es el equivalente al tabasco mexicano pero en versión tailandesa, ambas hechas con chiles. Pica muchísimo pero le da un sabor muy rico a todo! También dura mucho, es como tener ketchup en la nevera.
  • Fideos de arroz – son una especie de espagueti pero mucho más finos y suelen estar hechos de arroz u otros cereales. También se llaman fideos cristal. Aunque vienen secos no es preciso cocerlos: basta con hidratarlos con agua hirviendo en un cuenco.
  • Especias – algunas de ellas seguramente no las conozcáis, pero las venden en los mismos sitios que os decía más arriba. Os servirán para preparar mil curries (coriandro), infusiones y postres (hinojo, anís, clavo), macerados de carne (clavo)… Si no queréis poner todas, las más imprescindibles son el coriandro y el clavo.

Ingredientes (para 6 raciones generosas):

  • 2 pechugas de pollo (no fileteadas), o 2 cuartos de gallina
  • 1 cebolla grandecita
  • 1 trozo de 1 dedo de jengibre fresco (mejor no pongáis jengibre seco en polvo, porque ensuciará el caldo y no dará demasiado sabor…)
  • especias (todas convenientes pero las más imprescindibles son el coriandro y el clavo):
    • 1 cucharadita de semillas de coriandro
    • 1 cucharadita de semillas de hinojo
    • 3 clavos
    • 3 estrellas de anís
  • pastilla de caldo sin glutamato ni grasa de palma
  • 2 cucharadas de salsa de pescado (detalles arriba)
  • 1 nido de fideos de arroz (detalles arriba) o bien fideos de sopa normales
  • 6 ramitas de cilantro fresco
  • 12 ramitas de cebollino fresco
  • salsa sriracha al gusto (detalles arriba, ojo, pica una barbaridad, si no os gusta el picante no la pongáis)
  • aceite de oliva
  • agua (veremos luego cantidad)

Continúa leyendo Pho (sopa vietnamita)

Risotto de calabaza

Hola a todos una semana más!

Este otoño no le estoy dando apenas a la calabaza… únicamente he publicado la fabulosa crema de calabaza asada que preparé al inicio de la temporada pero nada más! Es una pena porque en Luxemburgo hay una cantidad de variedades increíble, además todas ellas con colores muy vistosos, de modo que por fin me he animado y he aquí el resultado.

El risotto es uno de mis platos favoritos, aunque hay que reconocer que ligero ligero no es, jeje. Esta opción con calabaza la he preparado al estilo de la funghi, aprovechando la untuosidad de la verdura en sí para evitar añadir demasiado queso/mantequilla. El resultado es súper potente en sabor, y la textura de 10! DE MIS MEJORES ARROCES HASTA LA FECHA, SIN DUDA. Inspirada una vez más en el blog Hoy Comemos Sano.

Una novedad para mí es que en lugar de ponerle vino blanco, con el que suelo cocinar, le puse vino tinto porque tenía una botella abierta: queda exactamente igual! Tenía miedo de que estropease el color pero al ser poca cantidad, no desechéis esta opción si os pasa como a mí.

Ingredientes (para 4 raciones):

  • 250 gr de arroz (los mejores para risotto son las variedades arborio o carnaroli – esta vez lo he hecho con arborio y la diferencia se nota muchiiiisimo)
  • 300-400 gr de calabaza (pesada ya sin piel ni pepitas, por tanto si la compráis entera tenedlo en cuenta; os recomiendo comprarla ya troceada al vacío para agilizar y evitar cortaros)
  • 1 cebolla o puerro grande
  • ½ cucharadita de cúrcuma
  • pizca de pimienta negra
  • chorro de vino blanco (yo le puse tinto porque lo tenía abierto y funcionó de maravilla!)
  • 800 ml aprox de caldo de verduras/ave, o agua con una pastilla de caldo sin glutamato ni grasa de palma, o sal
  • 1 trozo de 3 dedos de rulo de cabra (queso)
  • aceite de oliva

Continúa leyendo Risotto de calabaza

Lassi de mango (batido indio)

Hola lectores!

Uno de los restaurantes que más nos gustaba para improvisar en Madrid era Ganges, un indio muy curioso con una carpa en medio de la ciudad. La cocina es buenísima y recuerdo que de postre siempre nos pedíamos un lassi…

Los lassi son batidos que toman en la India, y que se caracterizan por contener yogur y especias, pudiendo ser de mango, plátano, frambuesa… Hoy os enseño el de mango.

Son estupendos como postre, desayuno, merienda…

Ingredientes (para 2 batidos):

  • 1 mango
  • 1 yogur natural
  • 1 chorro de leche (la que empleéis habitualmente)
  • cubitos de hielo (4 aprox)
  • las semillas de una vaina (capsulita) de cardamomo
  • opcional: azúcar o edulcorante

Continúa leyendo Lassi de mango (batido indio)

Sopa de verduras y quinoa

 

Buenos y fríos días a todos!!!

Después de un día ajetreado o de comilonas, lo que más me gusta cenar es algo suavito de cuchara. Esta crema ha sido fruto de llegar a casa con “mono total” de una sopa calentita y agradecer tener restos de verduras rondando por la nevera…

Había visto en varios medios la idea de añadir quinoa a sopas y me pareció súper bueno, ya que es una alternativa a añadir otro tipo de cereal (como solemos hacer con fideos o sémola) y además la alternativa es mucho más nutritiva (la quinoa contiene mucha más fibra, proteínas de calidad, grasas “buenas” y vits+minerales).

El sabor es buenísimo, aunque dependerá de las verduras que pongáis pero el laurel le da un toque muuuy rico.

➡ Si queréis que tenga textura más cremosa podéis triturar parte (o hacer una crema triturando todo).

➡ Tenéis la receta de la sopa de verduras de toda la vida en este post antiguo.

A disfrutar

Ingredientes (para 6 raciones):

  • 1 cebolla o puerro pequeños
  • 500 gr de verduras variadas (yo le puse champiñones, calabaza y apionabo porque era lo que tenía, pero también quedaría bien brócoli, judías verdes, zanahoria, repollo, apio, calabacín, patata…)
  • 2 hojas de laurel
  • 1 puñado de quinoa
  • 1 pastilla de caldo sin glutamato ni grasa de palma y 1 cucharadita de sal
  • agua (luego veremos cantidad)
  • aceite de oliva

Continúa leyendo Sopa de verduras y quinoa

Lasagna bolognesa en versión vegana y sin gluten

 

Buenos días a todos!

Hace poco invité a cenar a casa a mis nuevas compis de trabajo. Dice el dicho antiguo que “a los hombres se les conquista por el estómago”… Qué buen síntoma de que los tiempos han cambiado, ahora conquistas por el estómago a hombres, mujeres y niños jajaja.

La cuestión es que cuando estaba pensando qué ponerles, pregunté si tenían algún tipo de alergia o si no les gustaba algo y me encontré con que una de mis invitadas es vegetariana y alérgica a los frutos secos y a la canela, y otra no toma gluten. TOMA RETO.

¿Qué narices pones? En serio, es difícil!!! Porque si fuese en otro contexto (hora del día, país etc) les sirves un buen guiso de legumbres y listo, pero dadas las circunstancias y queriendo que todo el mundo disfrutase decidí hacer “el más difícil todavía”: UNA LASAGNA BOLOGNESA. Sí, la lasagna tradicional lleva carne. Sí, también lleva pasta (gluten) y bechamel (gluten).

Pues eso. Buscando el factor sorpresa y porque pienso que a todo el mundo le gusta este plato (incluso que para un celiaco y una vegetariana imagino que deben echar de menos semejante manjar) decidí recrear una versión adaptada.

ÉXITO ROTUNDO. 

Comentarios:

  • ¿Es laboriosa? Sí, pero menos que una lasagna normal. OJO, laboriosa no significa difícil, simplemente que hay que hacer 3 cosas por separado.
  • ¿Es más sana? Sinceramente, sí. Al quitarnos las harinas y cambiarlas por calabacín estamos sustituyendo un ingrediente vacío nutricionalmente por uno muy bueno. Y sobre la carne, que sustituimos por soja texturizada (os remito a mi post sobre la soja, de verdad súper interesante!), ya sabemos que ya desde la OMS alertan de que es recomendable reducir su consumo.
  • ¿Haré esta versión ya siempre? ¿Está igual de rica? Puede que cuando haga lasagna en casa repita esta versión, que de verdad está de 10, pero no os negaré que seguiré tomando la de mi madre con todo el ansia del mundo!!! (Obviamente es más contundente y lujuriosa la tradicional, con la bechamel bien espesa y el quesazo gratinado, pero claro esto tiene sus 2 caras!)

Ingredientes (para 4-6 raciones):

Para las falsas placas (el equivalente a la pasta):

  • 2 calabacines

Para la falsa bolognesa:

  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajo
  • 1 zanahoria y ½ ramita de apio (opcionales)
  • 150 gr de soja texturizada (de venta en mercadona aparte de herbolarios etc; mejor fina que gruesa, nos ahorramos triturarla después – ver fotos debajo; en el post sobre la soja os explico lo que es)
  • 1 cucharada de orégano o hierbas provenzales
  • pizca de pimienta
  • 1,5 cucharaditas de sal
  • 1 bote grande de tomate triturado de lata o bien passata (mejor NO tomate frito en esta ocasión)
  • 2 cucharadas de aceite

Para la falsa bechamel:

  • ½ cebolla
  • 1 calabacín grande o 1,5 si es pequeño
  • 1 cucharada de aceite
  • 200 ml de leche (la que empleéis normalmente PERO NO SIRVE “sin lactosa” porque sabe dulce ni ninguna que tenga azúcar/edulcorante; os recuerdo que los veganos no utilizan leche animal)
  • ¼ de cucharadita de nuez moscada
  • 1 cucharadita de sal

Continúa leyendo Lasagna bolognesa en versión vegana y sin gluten

Sushi bowl

Hellooo!!!

Te encanta el sushi pero te da mucha pereza toda la parafernalia que supone montarlo, se te da mal o sencillamente no tienes esterilla?

Pues bien, te presento una alternativa a la socorrida llamada al sushi de turno con la que te sentirás fenomenal!!! Está deliciosa y no puede ser más fácil de hacer (sobre todo si ya tienes sobras de arroz blanco).

OJO: esto es una versión de lo menos ortodoxa de tomar sushi, seguramente un japonés se indignaría, como me pasa con multitud de recetas como la de la paella, pero la verdad es que está buenísimo y, como ocurre con aquélla, muchas veces si no nos lo ponen más fácil no hacemos determinados platos!!!

Me recuerda un poco al poke bowl, que es un plato hawaiano del que os hablé hace ya tiempo.

Ingredientes (para 2 raciones):

  • 150 gr de arroz blanco cocido (de la variedad que tengáis, pesado cocido)
  • 150 gr de pescado crudo descongelado (recomiendo salmón o atún, os recomiendo el atun escuris de mercadona)
  • 1 aguacate maduro
  • ¼ de pepino (opcional)
  • 4 cucharadas de salsa de soja
  • media cucharadita de wasabi (sustituible por mostaza que no sea de bolitas + copos de chile/cayena/guindilla seca)
  • copos de alga nori (o 1/8 de lámina de alga nori que machacaremos con las manos)
  • 1 cucharadita de vinagre de arroz o normal

Continúa leyendo Sushi bowl

Cebolla caramelizada tradicional (no lleva azúcar)

Buenos días queridos lectores!

Recientemente os mostré en un post curioso un truco para acelerar la cocción de las verduras, poniendo como ejemplo las tiras de cebolla y pimientos que utilizamos para las fajitas de pollo mexicanas. Ese truco es el que vamos a emplear hoy para caramelizar cebollas, pero he creado post separado para explicaros un par de cosillas…

Y es que desde hace algunos años la cebolla caramelizada inunda los platos de multitud de restaurantes, acompañando solomillos, patés, quesos, en tostas… Incluso restaurantes de lo menos exquisitos incluyen la cebolla caramelizada en sus cartas!

Los chefs se sorprendieron mucho ante esto, ya que caramelizar cebollas siguiendo métodos tradicionales es una tarea bastante lenta y requiere atención constante durante todo el proceso, con lo cual algo raro tenía que haber para que se estuviese extendiendo tanto este ingrediente…

¿Cuál era la razón? Pues que le estaban poniendo azúcar! En efecto, caramelizar con azúcar es sencillísimo, sólo hay que pochar la cebolla como en cualquier guiso (7-10min), añadir el azúcar, y listo! Mirad los ingredientes de cualquier receta por internet (incluidas algunas de este blog, lo reconozco), siempre siempre llevan azúcar, y en los botes de cebolla caramelizada de supermercado también!

Tanto se ha extendido, que la gente se sorprende cuando les cuento que la cebolla caramelizada original NO LLEVA AZÚCAR, sino que es el propio azúcar de la cebolla la que sale a relucir cuando la dejamos cocinarse en su propio jugo, gracias a una serie de reacciones químicas.

Como la técnica tradicional es súper lenta y engorrosa, y lo de añadirle azúcar no me gusta demasiado, cuando vi esta técnica en el programa de El Comidista me pareció una solución MA-RA-VI-LLO-SA! Así que la probé, aluciné y aquí os la traigo!

RECOMENDACIÓN Nº1: Haced bastante cantidad, ya que se reducen a un tercio de su peso original! Además, dura bastante en la nevera (y más aún en el congelador…) y está tan rica que no os costará terminarla…

RECOMENDACIÓN Nº2: Empleadla con lo que más os guste, por ejemplo como os decía antes con solomillos, patés, quesos, en tostas… Y con pasta riquísima también!

Ingredientes (para 1 bote tamaño mermelada, podéis duplicar cantidades):

  • 4 cebollas
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 cucharadita (de postre) de sal
  • 1/2 cucharadita (de postre) de bicarbonato sódico (NO HACE FALTA SI EMPLEAMOS CROCKPOT)

Continúa leyendo Cebolla caramelizada tradicional (no lleva azúcar)

Fajita bowl

Muy buenos días amigos!

Hoy os traigo una receta buenísima que descubrí hace poco en el Instagram de Gabriela Uriarte, es una idea fantástica y sabrosísima para acabar con verduras desperdigadas, es súper nutritiva y se puede preparar una gran cantidad para tomar varias veces ➡ ¿quién da más?

La forma de prepararlo es muy parecida al relleno de las fajitas mexicanas, por eso he llamado de este modo al plato resultante 🙂 . Ya lo hemos preparado 2 veces, una con alubias y otra con garbanzos. Estaba increíble y funciona genial para llevar al trabajo.

Vamos allá!

Ingredientes (para 4 raciones):

  • 1 bote de garbanzos o alubias cocidas
  • 100 gr de sémola de cuscús precocida (seca) – opcional pero muy recomendable
  • verduras variadas, recomiendo 3 pimientos de colores, 2 cebollas, 1 calabacín
  • especias: comino, pimentón, pimienta negra, cayena o copos de chile (cantidad al gusto, que predomine el comino)
  • aceite de oliva
  • sal

Continúa leyendo Fajita bowl

Arroz meloso con setas y pimiento verde

Hola a todos!

Los fines de semana nos encanta hacer arroces. Como la mayor parte de los días comemos en la oficina, dejamos para el fin de semana los platos que indudablemente quedan mejor recién hechos, comolos arroces.

El de hoy es una maravilla la verdad, es sencillito en ingredientes pero muuuy sabroso, y con él tomamos verduras sin darnos ni cuenta… Aprovechemos que es época de setas!!!

El punto meloso se lo daremos con facilidad gracias a los consejos que os doy en las indicaciones, ya veréis como os sale 100%!

➡ Podemos tomarlo sin más como plato único o, si nos preocupa la ausencia de proteína, con una pechuga de pollo o filete a la plancha como acompañamiento. También un primer plato de ensalada de tomate, cebolleta y atún servirían para completar nuestro menú.

Ingredientes (para 4 raciones):

  • 250 gr de arroz (redondo, del tipo que prefiráis)
  • 2 pimientos verdes
  • 200 gr de setas o champiñones (sirven secas o incluso surtidos de las congeladas; en esta ocasión he empleado setas frescas dado que es plena temporada!)
  • 2 dientes de ajo
  • 1 pastilla de caldo sin glutamato ni grasa de palma, o 2 cucharaditas de sal
  • 100 ml de vino blanco
  • aceite de oliva
  • pimienta negra
  • agua (veremos cantidad)

Continúa leyendo Arroz meloso con setas y pimiento verde

Porridge dorado (con manzana y cúrcuma)

Buenísimos y fríos días amigos!

He de reconocer que llevo con abrigo desde principios de septiembre, pero ahora el frío ha pasado a otro nivel, ese nivel en el que o llevas guantes o se te quedan las manos completamente rígidas, ese nivel en el que ni te planteas sacar el móvil por la calle ni salir a correr, ese nivel en el que acompañar a alguien a fumar merece un premio ¿sabéis a lo que me refiero no?

Al parecer aquí aún quedan bastantes más niveles de fresquete por llegar, espero que sea más progresivo que en mi ciudad natal  – por lo que me cuentan, en Madrid se ha pasado del verano al invierno sin pasar por el otoño! 🙂

Cuando hace este tiempo me suele apetecer preparar porridge. He publicado ya bastantes recetas, aunque hay muchísimas variantes y hoy quería compartir una de ellas. Me he basado en una receta de Deliciously Ella que encontré en su app (no he podido evitar descargármela, esta llenita de recetas súper apetecibles no incluidas en sus libros ni en su blog!).

Espero que os guste y que os sirva para iros habituando a desayunar un poquito mejor, a cambiar el chip de desayuno=galletas y café, a dedicarle algún minutillo más (poco)… De verdad, todo el que se ha animado a este cambio de hábito se alegra y no vuelve atrás!

Ingredientes (para 1 ración):

  • 50 gr de copos de avena finos
  • 1 vaso de leche (la que toméis habitualmente, no importa demasiado el tamaño del vaso)
  • 1 cucharada sopera de compota/puré de manzana (casera o comprada; la venden a veces como “postre de manzana”, en conserva, nos sirve además para endulzar en lugar de cualquier otro endulzante)
  • Especias:
    • Media cucharadita de postre de cúrcuma
    • Media cucharadita de postre de canela
    • ¼ cucharadita de postre de jengibre en polvo
  • 1 pizquita de sal
  • Unas 5 pasas
  • 1 cucharadita de manteca de cacahuete – opcional pero recomendable (recordad que no debe llevar nada más que cacahuete machacado y, si acaso, algo de sal, lo encontrareis en herbolarios, sección eco/bio de supermercados y en mybodygenious.com)
  • Algún fruto seco o semilla (opcional)

Continúa leyendo Porridge dorado (con manzana y cúrcuma)

Pasta Favaro (con salsa de tomate, pez espada y aceitunas)

Hola a todos!!!

Cuando vivía en Madrid me encantaba participar en las Restaurant Week que se celebraban una o dos veces al año. Por si no sabéis lo que es, os cuento porque precisamente se está celebrando esta misma semana allí!

Se trata de una semana en la que varios restaurantes (muchos de muy alto nivel) proponen un menú cerrado (en precio – siempre 25 euros – y en platos) y con un fin parcialmente benéfico. Me parece una iniciativa interesantísima tanto por el punto de vista solidario como por que nos anima a conocer restaurantes que de otro modo quizá no conoceríamos por tener precios elevados.

La cuestión es que el mes pasado una compañera de trabajo de Luxemburgo me comento que aquí también existía eso, y que era en ese momento! Aprovechamos para reservar en un par de sitios muy chulos, uno de ellos con Estrella Michelín incluida – Favaro, y en el que probé el platazo de pasta que hoy comparto con vosotros. En cuanto me lo sirvieron y lo olí, supe que así iba a ser…

Y es que a los italianos les gusta mucho mezclar la pasta con moluscos, marisco o pescado en general, cosa que nosotros no hacemos tanto, verdad? Y la verdad es que combina genial!

En este caso vamos a emplear pez espada o emperador, un pescado muy bueno del que no debe preocuparos el tema del mercurio (os enlazo mi post sobre ello) y que podéis comprar congelado para esta receta dado que al estar en salsa no se nota apenas la diferencia…

Ingredientes (para 4 raciones):

  • 200 gr de pasta (puede ser larga o corta, yo empleé estos macarrones finitos pero allí me pusieron cintas anchas)
  • 1 cebolla mediana
  • 2 dientes de ajo
  • 1 bote grande de tomate frito o triturado o passata
  • 1 rodaja de pez espada / emperador (fresco o congelado)
  • 6 aceitunas verdes
  • 1 cucharada de alcaparras o 6 alcaparrones (opcional pero recomendable)
  • Unas hojas de albahaca fresca (opcional pero recomendable)
  • Aceite de oliva
  • Sal
  • Pimienta negra

Continúa leyendo Pasta Favaro (con salsa de tomate, pez espada y aceitunas)

Judías pintas y verdes guisadas con tomate

Hola amigos!

Os saludo con las pilas cargadas después de un largo puente en mi querida Madrid!!! 🙂

Como podéis ver en mi historial de posts y en el índice de recetas, me gusta mucho combinar platos innovadores (con ingredientes poco habituales para mí o en general para la cocina española) con otras elaboraciones de sabores tradicionales.

Los guisos en general, ya sean de legumbres, guisos caldosos, arroces etc, son los platos que más nos gusta tomar en casa los fines de semana, ya sea en invierno o en verano, ya que nos recuerda que estamos con el modo hogar “on”, que es tiempo de ocio, relajación y de buenas conversaciones 🙂 .

Éste que os propongo hoy se prepara con ingredientes súper básicos y tiene un sabor a puchero de toda la vida que os enamorará!

Se me ha ocurrido proponeros 2 versiones para hacerlo: una express, comprando algunos de los ingredientes ya cocidos, y otra tradicional.

Y es que NO todos los productos procesados son perjudiciales, sólo son “malos” son los ultraprocesados (por simplificiar: los que tienen más de 5 ingredientes incluyendo azúcar, grasas chungas y aditivos). En el caso de legumbres y verduras cocidas, son una herramienta maravillosa para ayudarnos a comer bien cuando no tenemos tiempo o no nos apetece cocinar, simplemente son materia prima cocida y sumergida en agua con sal y ácido ascórbico (=vitamina c para conservar)!

Estoy deseando saber qué os parece esta doble versión, y cuál habéis utilizado!

Ingredientes (para 4 raciones):

Comunes a ambas versiones:

  • 1 cebolla
  • 3 dientes de ajo
  • 1 cucharadita de sal
  • agua
  • aceite de oliva
  • 3 vasos de agua
VERSIÓN EXPRESS VERSIÓN TRADICIONAL
1 lata pequeña de tomate frito 1 lata pequeña de tomate triturado
2 botes grandes de alubias pintas cocidas (también valdrían blancas) 250 gr de alubias pintas secas (también valdrían blancas)
1 puñado de judías verdes cocidas 1 puñado de judías verdes frescas

Continúa leyendo Judías pintas y verdes guisadas con tomate