Pan de soda (sin esperas ni levaduras especiales!)

Hola amigos!

Última recetita de Octubre, aprovechad que mañana es fiesta y preparad este delicioso pan para desayunar!!!

Cuando el otro día subí esta foto a Instagram nunca pensé que fuese a causar tantísimo impacto… La verdad es que no es para menos: no todos los días da una con una receta de pan que puedes tener listo de principio a fin en 45 minutos.

Para los que ese tiempo “os parezca mucho”, debéis saber que hasta las recetas más rematadamente fáciles de pan (véase, la del pan realfooder que tanto alabo) requieren un tiempo de espera para que la masa “leve” una vez amasada. Sólo de este modo se consiguen masas esponjosas en lugar de mazacotes.

Pues bien, este pan desafía las normas generales y ello es debido a sus ingredientes, que saliéndose de los habituales de un pan (es decir, harina + agua + levadura de panadería), seguramente los tengas en tu casa.

Su origen es irlandés, y al parecer era el pan que preparaban las madres cuando tenían muchos hijos que cuidar y poco tiempo para cocinar. Menos por el tema de los muchos hijos, el criterio nos viene que ni pintado a las personas del siglo XXI!!!

➡ Os doy la receta con y sin thermomix, y si queréis ideas para tostadas os recuerdo este post y este otro!

Ingredientes (para una hogaza de unos 800 gr)

  • 300 gr de leche (yo usé semidesnatada, no creo que sirvan leche sin lactosa ni vegetales)
  • 2 cucharadas de zumo de limón
  • 500 gr de harina a tu elección excepto la de trigo sarraceno (yo puse un mix de lo que tenía por casa: harina blanca, harina integral y copos de avena)
  • Opcional: una cucharadita de pasas, pipas o frutos secos
  • 15 gr de bicarbonato
  • 5 gr de sal (1 cucharadita aprox)

Continúa leyendo Pan de soda (sin esperas ni levaduras especiales!)

Calabaza rellena de gambas, champiñones y bechamel

Muy buenos días amigos!

Recordáis que hace unas semanas os presenté un delicioso untable dulce hecho con calabaza asada? Os comentaba que lo había hecho con “restos” de otra receta sorpresa, aquí la tenéis!

La verdad es que nunca se me había ocurrido rellenar una calabaza. Las había visto en mil blogs, libros etc, pero no sé por qué no me había animado, ninguna receta me convencía porque a todas les encontraba falta de jugosidad… no sé!

De pronto se me ocurrió hacerla como si fuesen los típicos volovanes (hojaldres redondos rellenos de gambitas), tan típicos por estos lares (aquí los llaman “bouché a la reine”), y el resultado es de 10. De verdad, de restaurante tanto en sabor como en presentación.

No os voy a engañar, no se trata de una receta express. No es difícil porque al final es asar y hacer una salsa, pero vuestra horita no os la quita nadie! Os animo a prepararla para invitar a gente y sorprender, ya que el sabor es espectacular pero la presentación ni te cuento!

Vamos!

Ingredientes (para 2-4 raciones):

  • 1 calabaza entera (o media si es grande)
  • 200 gr de gambitas peladas (previamente descongeladas)
  • 250 gr de champiñones normales
  • 2 calabacines pequeños
  • 1 cebolla o puerro
  • 1 chorro de leche (aprox 200 ml, que no sea sin lactosa o vegetal de sabores tipo coco, en ambos casos quedaría la bechamel dulce!)
  • 1 pizca de nuez moscada
  • 1 pizca de pimienta
  • 1 cucharadita de sal
  • Aceite de oliva

Preparación:

Comenzamos poniendo a ASAR LA CALABAZA. Para ello, precalentamos el horno a 200 grados con calor arriba y abajo. Cortamos la calabaza por la mitad (a lo largo si es alargada, o a lo ancho si es redonda), le quitamos las pepitas y la ponemos boca abajo (con la piel hacia arriba) en una fuente apta para horno o sobre un papel de horno. La dejamos asar durante unos 30 minutos, o hasta que pinchando la piel veáis que esta tierna.

Mientras, vamos preparando el relleno.

LA BECHAMEL. Como os he contado varias veces, desde que descubrí la bechamel de calabacín no he vuelto a hacer la tradicional. De verdad, es exactamente igual de rica y es mucho más saludable… Vamos allá. El procedimiento es similar al de hacer una crema de verduras, con la diferencia de que no pondremos agua.

  • Picamos media cebolla/puerro en cuadraditos pequeños y la pochamos en una cazuela con el aceite y sal, a fuego medio 5 minutos.
  • Pelamos bien el calabacín (importante! si no quedará bechamel verde…), lo troceamos y lo incorporamos con la cebolla. Tapamos y dejamos que se cocine 8 minutos a ese mismo fuego medio.
  • Agregamos la leche y dejamos que siga cociendo pero a fuego más suave, otros 5 minutos.
  • Añadimos la nuez moscada y trituramos con la batidora hasta obtener una crema sin grumos.

EL RELLENO .

  • Picamos la otra mitad de cebolla/puerro y la ponemos a pochar en en una cazuela con el aceite y sal, a fuego medio 5 minutos.
  • Lavamos bien los champiñones (tienen tierra) y los cortamos en 4 trocitos cada uno. Los incorporamos con la cebolla y lo dejamos cocinar a fuego fuerte 5 minutos.
  • Agregamos las gambitas descongeladas y, cuando cambien de color, la bechamel.

Cuando esté cocinada la calabaza, sacamos con cuidado su pulpa con una cuchara (dejando la piel como recipiente para rellenarlo luego) y la incorporamos a la cazuela. Yo no puse toda la pulpa para que quedase más jugoso (y para emplear los restillos para hacer el untable dulce jejeje). Removemos todo bien.

Rellenamos la piel de la calabaza con todo esto, y LISTO!

➡ Yo no lo hice, pero opcionalmente la metemos en el horno con calor sólo por arriba hasta que gratine. Podéis poner queso o pan rallado para que quede más doradita.

A comer!!!!

 

Risotto de remolacha

Hola amigos! Ya ha llegado el otoño-invierno eh??? Sabíamos que así iba a ser, pero aún así cada año nos cuesta adaptarnos! Eso culinariamente se traduce en muchos cambios e ingredientes que vuelven, como la remolacha. La remolacha ha pasado de convertirse en un ingrediente desconocido para mí a querer usarla en todo tipo de recetas! La he probado ya en ensaladas, hummus, cremas, smoothies, bizcochos… Aún no todas las recetas están en el blog, poco a poco!!! Esta vez le toca el turno al risotto. Me encanta el risotto y me encanta la remolacha, qué podía salir mal? Como tengo la técnica del risotto super depurada y con las instrucciones que os doy en otros risottos sale bien 100%, me he limitado a aplicar la receta del risotto de calabaza (otro must del otoño) pero con la remolacha. El resultado? De 10. Animaos y me contáis! Ingredientes (para 4 raciones): Continúa leyendo Risotto de remolacha
  • 200 gr de arroz (los mejores para risotto son las variedades arborio o carnaroli –la diferencia se nota muchiiiisimo)
  • 1 remolacha grande (mejor cruda, pero puede ser cocida, en cuyo caso poned mejor 2)
  • 1 cebolla o puerro grande
  • 3 dientes de ajo
  • pimienta negra
  • un buen chorro de vino blanco o tinto
  • 800 ml aprox de caldo de verduras/ave, o agua + pastilla de caldo sin glutamato ni grasa de palma, o sal
  • 1 trozo de 3 dedos de queso feta o 3 cucharadas soperas de parmesano
  • aceite de oliva
Continúa leyendo Risotto de remolacha

Poisson cru (ceviche de Tahití)

Hola amigos!

En Luxemburgo te acostumbras a convivir con gente de todas partes del mundo. Sólo en mi empresa, hay 56 nacionalidades distintas, impresionante, verdad?

Esa es una de las razones por las que la experiencia de vivir aquí me resulta tan enriquecedora, porque con las nacionalidades vienen distintas lenguas, costumbres, religiones… y por supuesto, GASTRONOMÍAS!

La receta de hoy me la dio una compañera de Tahití, y es una preparación deliciosa que me recuerda al ceviche y al poké bowl, pero en este caso lleva leche de coco y algunos vegetales que los otros dos no.

➡ No me canso de recomendar este tipo de platos crudos por mil motivos: rapidez de preparación, sencillez, salud, sabor… Eso sí, tened siempre la precaución de comer carnes y pescados previamente congelados, no sólo mujeres embarazadas sino cualquiera!

Comprando pescado congelado nos evitamos este riesgo y además la espera de días de congelación en casa 🙂 .

Ingredientes (para 2 raciones):

  • 200 gr de atún (sirve otro pescado pero el tradicional es con atún, yo uso los lomos congelados de mercadona)
  • 1/4 de cebolla (mejor morada o cebolleta)
  • hortalizas a vuestra elección, por ejemplo:
    • 1 trozo de 3 dedos de pepino
    • 1 zanahoria pequeña
    • 1 trozo similar de pimiento
  • 3 limas o 2 limones
  • 100 ml de leche de coco (de la espesa tipo lata, no la de beber)
  • Sal
  • Pimienta

Continúa leyendo Poisson cru (ceviche de Tahití)

Ensalada de kale con arándanos y feta

 

Hola amigos!

Dentro del maravilloso mundo de los antioxidantes, los frutos rojos son los reyes. Dentro del mundo de la comida healthy, la kale es la reina de las lechugas. Dentro del mundo de las dietas fit, el queso feta es el mejor aliado. Y los frutos secos? Quién no los venera ahora mismo?

Muy bien, y a mí, qué? Pensarás.

Aunque pases de modas healthy, o incluso te pongan nervios@, la cosa es que la ensalada que hoy te propongo está QUE SE SALE, es súper sabrosa y la pedí en Madrid en un sitio exclusivamente de hamburguesas porque el día que fui había merendado y apenas tenia hambre! Me pareció ESPECTACULAR y la preparé a los pocos días en casa…

Ingredientes (para 2 raciones generosas):

  • media bolsa de kale (la venden hasta en mercadona)
  • 2 puñados de frutos rojos a vuestra elección (yo puse arándanos congelados)
  • 1 trozo de 3 dedos de queso feta
  • 1/4 de cebolleta o cebolla
  • frutos secos a vuestra elección, yo puse 8 nueces
  • zumo de 1 limón
  • aceite de oliva
  • sal

Continúa leyendo Ensalada de kale con arándanos y feta

Soufflé de atún con tomate

Buenos días queridos lectores!

Cómo se presenta vuestra semana?? La mía cargadita cargadita! Pero no pasa nada porque vengo de pasar un fin de semana de mucho cocinar, y eso me ayuda mucho a recargar pilas!!!

El mes pasado, con motivo de la receta de la compota de ciruelas, os comentaba que estuvimos pasando el día en casa de un amigo que vive en pleno campo luxemburgués. Nos sorprendió con una comida deliciosa compuesta por varios platos diferentes, entre los cuales estaba este soufflé, del que no tardé en pedirle la receta!

Me recordó mucho a mi clásico pastel de puré de patata con atún y tomate, un recurso habitual para cuando no tengo nada fresco en la nevera (tan solo necesitas puré de patata en polvo y latas de atún y tomate frito…), pero en este caso la textura y el sabor eran UN PASO MÁS. Cuando veáis el procedimiento veréis que no es complicado, y sin duda el resultado vale la pena!!!

Os animáis???

Ingredientes (para 1 fuente grande de 6 personas):

  • 6 latas de atún
  • 1 cebolla grande
  • 400 gr de tomate frito
  • 4 huevos (o 6 claras de bote)
  • 1 cucharadita de levadura
  • Opcional: 2 rebanadas de pan y 1 vaso de leche
  • Aceite de oliva

Preparación:

Comenzamos picando pequeña la cebolla y pochándola en una sartén con un hilillo de aceite a fuego medio. Queremos que esté casi caramelizada, por tanto la dejamos unos 15 minutos removiendo de vez en cuando.

Mientras, ponemos a remojar el pan en la leche (si decidimos emplearlo, le da un plus de jugosidad).

Batimos las claras (sean de bote o porque las hayamos separado de los 4 huevos) idealmente hasta llegar al punto de nieve*. Para ello, en thermomix es súper fácil: basta con ponerlas con una pizca de sal y el accesorio “mariposa” y programar 4 minutos a velocidad 3,5. A mano también se puede, o con una batidora normal y su accesorio de varillas.

(*)Esto lo hacemos para que el pastel quede con textura de soufflé, esponjoso, si preferís pasar del tema podéis hacerlo perfectamente, o dirigiros a mi receta de pastel de puré de patata con atún y tomate.

Una vez tengamos todo esto, estamos listos para montar nuestro plato!

Vamos precalentando el horno a 200 grados con calor arriba y abajo.

En una fuente apta para horno ponemos la cebolla pochada, las latas de atún bien escurridas, el tomate frito, la levadura y, en su caso, el pan remojado. Mezclamos bien con una cuchara o espátula.

Agregamos las claras con mucho cuidado: poco a poco y con movimientos envolventes. De otro modo, se “bajaran” y no habrá servido de nada montarlas!

Metemos en el horno a media altura hasta que veamos que la parte superior esta doradita o un poco durita, aproximadamente unos 20-30 minutos.

Comemos rapidito solo o acompañado de una ensalada sencilla. Delicioso!!!

Crema de brócoli y garbanzos

Buenos días a todos!

Hoy os traigo una crema para ayudaros con la transición al otoño, definitivamente el mundo de las cremas no tiene fin… Me he inspirado en una receta de Raquel de Alimentarte, cuyo blog y perfil de Instagram no puedo dejar de recomendaros!

En general, cuando vemos recetas tradicionales de cremas o las tomamos en restaurantes, las suelen ESPESAR añadiendo nata o quesitos. Si bien podemos hacerlo así, desde un punto de vista nutricional (y manteniendo sabor y textura) es más recomendable hacerlo:

  • Opción A) Poniendo menos agua y batiendo más tiempo (así de simple),
  • Opción B) Añadiendo patata como ingrediente adicional, o
  • Opción C) Poniendo un puñadito de alguna legumbre, que tienen los beneficios de la patata y bastantes más!

Lo que llamó mi atención en la receta fue precisamente el uso de garbanzos, ya que yo sí que había empleado lentejas en purés de verduras pero garbanzos no. Ya sabéis lo fan que soy de las legumbres, por tanto, pocas excusas necesito para darles uso…

Además, hará que la crema sea suficientemente saciante (LEGUMBRES=PROTEINA) como para que no quieras tomar nada más, lo que simplifica nuestra vida bastante… PORQUE SI, SEÑORES, ¡SE PUEDE CENAR LEGUMBRES!!!

Ingredientes (para 6 raciones):

  • 1 brócoli entero
  • 1 bote grande de garbanzos cocidos
  • Media cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1 chorrito de vino blanco (opcional)
  • 1 litro de agua
  • Aceite de oliva
  • Sal o pastilla de caldo sin glutamato ni grasa de palma

Continúa leyendo Crema de brócoli y garbanzos

Callos a la madrileña (pero SIN callos)

Hola amigos!

Mira que soy madrileña… pero lo cierto es que en mi familia y en mi entorno no es costumbre comerlos! En general no somos muy de casquería, que le vamos a hacer…

Si algo he escuchado repetidas veces sobre los callos a la madrileña es que “lo mejor es la salsa”.

Por ello, un buen día me dije “pues habrá que darle una oportunidad no?”.

Investigué varias recetas clásicas para ver la salsa, y después busqué recetas veganas para inspirarme en sustitutos a los callos. Y voilá, descubrí que las setas blancas planitas (esas que se suelen empanar y que no tienen mucho sabor) hacen de sustituto perfecto de los callos en sí, por su textura!

NOTA: os pongo en los ingredientes que podéis poner chorizo, morcilla y demás, pero la receta está deliciosa sin ellos también!

Ingredientes (para 4 raciones):

  • 250 gr de setas a vuestra elección (las más parecidas a la textura de los callos son esas blancas planitas que se suelen empanar y que no tienen mucho sabor; pero podéis usar cualquier otra, yo he usado boletus secos)
  • 1 bote grande de garbanzos cocidos
  • 4 dientes de ajo
  • 1 cebolla
  • 1 pimiento
  • 200 ml de tomate triturado (o frito)
  • 1 vasito de vino tinto
  • 1 cucharadita de maizena
  • especias:
    • 1 cucharada sopera de pimentón ahumado
    • pimienta negra molida o en grano
    • 2 hojas de laurel
    • 1 cucharadita de comino molido
  • Aceite de oliva
  • 1 cucharadita de sal
  • opcionales (ponerlos todos, algunos o ninguno):
    • 2 chorizos
    • 1 morcilla
    • 1 paquete de jamón en taquitos
  • Agua

Preparación:

Comenzamos hidratando las setas en un cuenco con agua caliente (si eran secas).

Picamos la cebolla, el ajo y el pimiento verde y pochamos en una cazuela con un chorro de aceite a fuego medio 10 minutos.

Añadimos las especias, la sal y el tomate triturado.

En un vasito diluimos la maizena en el vino y lo añadimos a la cazuela. Lo dejamos hervir a fuego fuerte 1 min para que se evapore el alcohol.

Trituramos todo con la batidora (cuidado con no quemaros que puede salpicar!).

Añadimos 2 vasos de agua, los garbanzos y las setas.

Si queremos, es el momento de chori/morcilla/jamón. Los dos primeros los cortamos en rodajas gruesas y los agregamos tal cual.

Hervimos a fuego medio/bajo unos 10 minutos con la olla medio tapada hasta que veamos que la salsa ha espesado.

Servimos bien caliente con mucho pan para mojar!!

Huevo poché con verduras al dente y puré de patata

Buenos días lectores!

Desde que vivo en Luxemburgo, como ya os conté hace un tiempo, las guarniciones en los restaurantes han pasado de ser para mí un adorno a ser una de mis partes favoritas del plato 😀. Y es que aquí generalmente no te ponen 2 rodajitas finas de tomate, o 4 lechugas pasadas sin aliño alguno, o patatas fritas cutronas…

Aquí las guarniciones son igual de importantes que el resto del plato.

Esta de hoy, que acompaño de huevo poché para no quitarle protagonismo, es una de las más frecuentes. Queda genial con pescados y con carnes, os recomiendo muchísimo que la probéis!!!

Las verduras al dente harán que te enamores de ellas y te preguntes: “por qué narices no las hacemos así siempre?!?”.

Ingredientes (cantidades al gusto):

  • 1-2 huevos por persona
  • Verduras variadas tipo zanahoria, bimi o brócoli, calabacín…
  • 1 sobre de puré de patata
  • leche
  • 2 cucharaditas de mantequilla o ghee
  • pizca de pimienta
  • pizca de nuez moscada
  • 1 cucharadita de sal

Continúa leyendo Huevo poché con verduras al dente y puré de patata

Salsa bourguignon (para carne o pasta)

Bonjour!!!

Conocéis el “boeuf bourguignon”? Es un plato francés que consiste en carne en salsa de vino tinto y verduras. En este vídeo, la famosa cocinera americana Julia Child (se hizo famosa por introducir la cocina francesa allí!) os explica cómo hacerlo 🙂 .

Es un plato delicioso que he reinventado para que:

  • podáis hacerlo en versión clásica (con trocitos de carne) peeero express (la receta original dura 4 horas…),
  • o bien sin carne (con champiñones grandes en su lugar)  para acompañar pasta o puré de patata.

Es de estas salsitas espesas que impregnan la cocina de un olor a cocina tradicional 😍😍😍.

Ingredientes (para 4 raciones):

  • 500 gr de champiñones enteros o 100 de champis y 300 gr de filetes de ternera
  • 1 cebolla
  • 3 dientes de ajo
  • 1 zanahoria
  • 1 vaso de vino tinto
  • 1 pastilla de caldo o 2 cucharaditas de sal
  • 1 cucharada sopera de maizena
  • Opcional: 1 cucharada de concentrado de tomate y otra de salsa de soja
  • 1 cucharada sopera de tomillo
  • Aceite de oliva
  • Pimienta

Continúa leyendo Salsa bourguignon (para carne o pasta)

Guiso peruano de pescado (“chilcano”)

Buenísimos días amigos!

Hace unos años estuve por trabajo en Perú (buena cuenta de ello os di en este blog jeje) y quedé fascinada de su gastronomía. Era fundamentalmente pescado, verduras cocinadas en su punto justo, salsas intensas, especias, muchos platos crudos…

Tanto fue así que me compré un libro de cocina peruana, del que saqué varias recetas deliciosas como el guiso que hoy os presento.

Me acompañas?

Ingredientes (para 6 raciones):

  • 6 lomos de pescado (azul tipo salmón o blanco tipo merluza, pueden ser lomos congelados)
  • Clave: 1 cucharada sopera de pasta de ají amarillo (lo venden en tiendas de comida latina o en secciones internacionales de supermercados como hipercor)
  • verduras (podemos ponerlas todas o algunas) :
    • 3 dientes de ajo
    • 1 cebolla o puerro
    • 2 tomates
    • 2 patatas o un trozo equivalente de yuca
    • 1 mazorca de maíz cocido
    • 2 ramitas de apio
  •  hierbas:
    • unas ramitas de cilantro o perejil
    • unas ramitas de hierbabuena o menta
  • zumo de 1 limón
  • 2 cucharaditas de sal o 1 pastilla de caldo de pescado
  • aceite de oliva

Continúa leyendo Guiso peruano de pescado (“chilcano”)

Ensalada de alubias con especias y huevo duro

Hola amigos!

Esta receta fue todo un descubrimiento del libro de Isasaweis “Cocina sana para disfrutar”. En realidad, estaba en el apartado de Guarniciones, pero se me ocurrió añadir el huevo duro y con ello nos ahorramos preparar un segundo plato, qué os parece?

Yo cada vez soy mas fan de los platos únicos, me parece que solucionan un montón el problema del “no tengo tiempo”!

En esta receta, lo único que hay que hacer es cocer los huevos, que incluso los venden cocidos. Lo demás es cortar y mezclar, y directo a la nevera o al tupper!

Ingredientes (para 4 raciones generosas):

  • 2 botes grandes de alubias blancas cocidas
  • 4 huevos
  • ½ cebolla o cebolleta
  • 1 manojo de perejil o cilantro
  • 1 cucharadita de comino
  • 1 cucharadita de pimentón
  • Sal
  • Aceite
  • Zumo de 1 limón (o vinagre)
  • Opcional: hojas verdes tipo espinaca, canónigo, etc si queremos darle más volumen

Continúa leyendo Ensalada de alubias con especias y huevo duro