Bolitas de brócoli y queso

Hola amigos!

Bienvenidos a una semana más, con bastantes recetitas que os van a encantar!!! Para empezar, hoy os traigo una receta súper curiosa, llevaba mucho tiempo viéndola en distintos blogs, libros, instagrams… Y por fin me he decidido a hacerlas!

Son una muy buena idea para la gente que no le gusta el brócoli, ya que el sabor queda mezclado con el queso y resulta una combinación riquísima!!! A los niños, por ejemplo, les gustan mucho, y por su formato son muy cómodas de comer 🙂 .

No olvidéis que el brócoli tiene unas propiedades nutricionales excepcionales (pocos alimentos concentran tantas vitaminas, minerales, fitoquímicos…), por lo que debería formar parte de nuestro menú todas las semanas!

Se pueden tomar así solas, con ensalada, como acompañamiento de un pescado o carne sosillos, o mojando en salsa de tomate.

Ingredientes (para unas 10 bolitas):

  • 1 tronco no muy grande de brócoli fresco
  • media cebolla
  • 2 huevos
  • un puñadito de perejil
  • 1 trozo de queso tipo gouda/emmental o parmesano si lo queréis más fuerte (de unos 2 dedos de ancho y largo)
  • sal
  • pimienta
  • pan rallado (cantidad a ojo, se va añadiendo al final hasta tener la textura adecuada)

Preparación:

Comenzamos preparando el brócoli. Ponemos a hervir una cazuela de agua con un poco de sal. Cortamos el brócoli en florecitas incluido el tronco (sin esmerarnos demasiado, lo vamos a triturar al final), lo limpiamos y lo volcamos en la olla cuando haya empezado a hervir. Lo dejamos 5 minutos (al dente). Al cabo de este tiempo, lo sacamos con una espumadera y lo ponemos en un cuenco grandecito.

En ese mismo cuenco ponemos todos los demás ingredientes de la receta excepto el pan rallado. Trituramos con una batidora hasta tener una pasta, aunque si quedan trozos no pasa nada, tampoco queremos un puré!

Añadimos después el pan rallado, mezclamos con una espátula o cuchara y vamos viendo la textura que coge. Tenemos que lograr que sea una textura lo suficientemente manejable como para poder formar las bolitas con las manos.

Precalentamos el horno a 200º con calor arriba y abajo.

Ponemos un papel de horno sobre la bandeja del horno.

Con las manos vamos formando pequeñas bolas de la mezcla de brócoli, del tamaño de una pelota de pingpong, unos 2-3 dedos. A medida que las formamos las colocamos sobre la bandeja.

Horneamos durante unos 30 minutos, hasta que veamos que están algo más sólidas y que podemos sacarlas con unas pinzas sin que se deshagan.

4 thoughts on “Bolitas de brócoli y queso

Deja una respuesta...

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s